Negocios sostenibles

Minagri inicia proceso participativo para adecuar Reglamento de Clasificación de Tierras por su Capacidad de Uso Mayor

6 julio, 2018

(Lima, 06 de julio de 2018).- El Ministerio de Agricultura y Riego (MINAGRI), a través de la Dirección General de Asuntos Ambientales y Agrarios y del Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (SERFOR), en coordinación con el Ministerio del Ambiente (MINAM), inició el proceso participativo para la adecuación del Reglamento de Clasificación de Tierras por su Capacidad de Uso Mayor (RCTCUM) a la Ley Forestal y de Fauna Silvestre.

Dado que el cambio de bosques a actividades agropecuarias es la principal fuente de gases de efecto invernadero en nuestro país, la adecuación del mencionado reglamento, al incluir la variable cobertura vegetal (bosques), reduce este riesgo.

La propuesta del nuevo reglamento precisa la opción de reclasificación de tierras de capacidad de uso mayor, siempre que se realicen mejoras como andenería, drenaje, procesos de descontaminación, en beneficio de actividades productivas agropecuarias. Asimismo, este proceso de adecuación del RCTCUM no obstruirá los procesos de otorgamiento de derechos ni titulación de las comunidades nativas.

La Clasificación de Tierras por su Capacidad de Uso Mayor (CTCUM) es una herramienta técnica, útil y necesaria en varios procesos y procedimientos como la zonificación ecológica económica (ZEE), zonificación forestal (ZF), zonificación agroecológica (ZAE), procedimientos agrarios, valorización de tierras en tasaciones y en la formalización de predios rurales del Estado en beneficio de las comunidades y otros usuarios.

Por ello, es una herramienta necesaria para diversas instituciones como el Ministerio de Agricultura y Riego, Ministerio del Ambiente, Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento y los gobiernos regionales y locales, pues permite conocer la ubicación de las tierras con capacidad de uso forestal y de protección así como las de cultivo en limpio, cultivo permanente y pastoreo.

En este sentido, como parte del proceso participativo se desarrollará tres talleres, con la sociedad civil y el sector privado, las organizaciones indígenas y los gobiernos regionales, en los cuales se brindarán información y se recogerán los aportes a la propuesta. Luego de estas sesiones, se pasará a una etapa de consulta ciudadana con la prepublicación del RCTCUM.