Gestión forestal

SERFOR ANUNCIA PLAN PARA ACELERAR LA REDUCCIÓN DE LA DEFORESTACIÓN Y COMBATIR LA TALA ILEGAL

28 enero, 2020

El Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (SERFOR), entidad adscrita al Ministerio de Agricultura y Riego, anunció esta mañana un plan que busca darle mayor velocidad a la reducción de la deforestación y la lucha contra la tala ilegal en el Perú, y que a la vez permitirá promover la inversión privada sostenible en los bosques de producción permanente.

Una parte del plan se activará en el segundo trimestre del año, cuando se ponga en marcha la concesión de al menos ocho millones de hectáreas forestales, bajo un nuevo modelo de concesión, las cuales se podrán destinar no solo a la producción de madera, sino también para ecoturismo, conservación y aprovechamiento de servicios ecosistémicos, anunció el director ejecutivo del SERFOR, Alberto Gonzales – Zúñiga. Se establecerán los requisitos indispensables para la entrega de las concesiones, de tal forma que los interesados cuenten con solvencia técnica y financiera.

Otro eje del plan busca atacar el mayor causante de la deforestación: la agricultura migratoria por parte de 125 mil unidades familiares, que ocupan cerca de 1.3 millones de ha. y son responsables del 95% de la pérdida de bosques. Antes el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) tendría que aprobar el programa de inversión que SERFOR ha trabajado con el banco alemán KfW y que permitirá acceder a S/ 426 millones.

“Estos recursos permitirán poner en marcha proyectos que generen condiciones para atraer inversión privada en recursos maderables, en el desarrollo de plantaciones forestales en bosques naturales de forma sostenible, así como en la zonificación que dé seguridad jurídica a inversores”, indicó Gonzales-Zúñiga. Si el MEF da su visto bueno podría iniciarse este año el trabajo con ocho mil familias de San Martín y Huánuco.

Estas medidas acompañan el trabajo que SERFOR está realizando con gobiernos regionales. En los próximos días, se suscribirán convenios con Madre de Dios y Huánuco para mejorar el trabajo con las garitas de control de estas regiones y así contrarrestar el tráfico de madera ilegal. De igual forma, la entidad tiene como meta, a fin de año, fortalecer su presencia en Loreto, Ucayali y Madre de Dios, regiones más afectadas por la deforestación.

Actualmente se estima que del total de la madera que se produce en el país, 40% es de origen ilegal y teniendo en cuenta que más del 80% del recurso forestal se mueve en los puestos de control de Corcona, Ancón y Pucusana, se está trabajando para mejorar la infraestructura y el acceso a herramientas tecnológicas en estos establecimientos. Finalmente, se continuará trabajando con las comunidades nativas porque proveen el 37% de la madera que se consume en el país.